Acualmente en "atrévete a pensar con libertad"

miércoles, diciembre 20, 2006

QUE NO NOS ROBEN LA NAVIDAD.

No es ningún secreto que sufrimos un proceso de descristianización y reconversión de la Navidad en una fiesta pagana y consumista; desde la misión imposible que supone encontrar tarjetas con representaciones de la Natividad, pasando por ese ambiguo “felices fiestas”, hasta la sustitución paulatina de los motivos navideños en la iluminación de nuestras calles, por ejemplo, con lindos pingüinos y delfines totalmente fuera de lugar. Estos ejemplos son consecuencia de ese relativismo moral que corroe las entrañas de nuestra sociedad, un relativismo que para vivir necesita erradicar toda referencia a Dios. Un relativismo a caballo entre el del laicismo ateo, que pretende imponer a la sociedad lo que es bueno y malo, y otro fruto de un agnosticismo práctico, que quiere arrinconar lo religioso al ámbito de lo privado para acallar la voz de su conciencia.

Sin embargo, la Navidad para los cristianos, es un tiempo de alegría y de entrega a los demás. Basta contemplar con detalle un nacimiento para caer en la cuenta de que no estamos solos, que Dios, a pesar de la dureza de nuestro corazón, se ha hecho niño para mostrarnos el camino de la verdadera felicidad y cumplir su promesa de redención. Luego nos podemos fijar en los protagonistas de este misterio: veremos a San José improvisando una cuna en un pesebre, a la Virgen María alimentando, arropando y cantando a Jesús una nana para que duerma tranquilo, a los pastores adorándolo y entregándole sus presentes… y, al imaginar el personaje que querríamos ser, descubriremos el verdadero sentido con que tenemos que vivir el misterio de la Navidad.

Solamente en este contexto cobran sentido los belenes, los villancicos, los adornos, la felicidad del reencuentro, las cenas en familia y los regalos que nos dejarán los Reyes Magos. Por eso, el que no nos roben la Navidad no dependerá de la malicia y medios con que cuentan sus detractores, sino de nuestra capacidad de vivirla en plenitud imitando en nuestras casas el hogar de la Sagrada Familia; y, si me permiten la expresión, de que así “lo mamen” nuestros hijos desde pequeños, para que el día de mañana se lo trasmitan de la misma manera a sus hijos y a sus nietos.

Dicho esto, y para terminar, aprovecho para desearos algo que es, con diferencia, mejor que ese insípido “felices fiestas”: una FELIZ NAVIDAD, pero la de verdad, la que los cristianos celebramos en estas fechas, si bien, su espíritu, debería duramos todo el año.
 Posted by Picasa

3 comentarios:

Anónimo dijo...

¡Sí señor! ¡Feliz Navidad! Estoy totalmente contigo; no nos robarán la Navidad si la vivimos como se debe, incluso se morirán de envidia y acabarán viviéndola como nosotros.
He visto la carta en Ideal y La Opinión. ¡Bien!
Feliz Navidad.

ITALIA dijo...

Desde italia deseamos unas Felices Navidades para todos los españoles y para todo el resto del mundo.
PAZ Y AMOR PARA TODO EL MUNDO
Esperamos que se pueda transmitir estos deseos a nuestros hijos y que ellos lo transmitan a los suyos.

Anónimo dijo...

A mí lo que me molesta que como EUROPEA, se manipule lo que es realmente la Navidad. Varios puntos:

- El abeto es el árbol de la vida del pueblo celta, en especial, tiene origen en el druidismo irlandés. Pueblo celta, es antes de cristo.

- Es Yule, no Navidad.

- Deberíamos de celebrar a Nöel. Un hombre que ha existido pero que tras su muerte ha sido Leyenda y Mito. Hay variedad de orígenes pero es europeo. Lo demás, son compras de derechos de imagen y cía, de Coca Cola. Por no variar...

- La tradición que tienen EEUU con Papa Nöel, es por los/as europeos/as que vivieron y viven allá. Como Halloween, autenticidad Samhain.

- Cristo, no nació en Invierno. Alucinante.

- Ha sido una de las festividades más importantes de la Identidad Europea, con S. Santa. Que casualidad, que se trasformaron como las más importantes para el cristianismo que es una religión que viene de fuera.

- La invasión cristiana en Europa con Constantino I el Grande de Roma, ha hecho catástrofes a nuestra Patria.

- Los Reyes Magos son de Oriente, no de Europa. Hay documentos donde se dicen que querían asesinar al niño Jesús, pero lo que no interesa, no interesa. Además, hay un negro.

Hay muchas cosas que decir... sobre todo, datos. Pero es imposible por aquí.

Sin comentarios.